Mercedes Fernández cuestiona en la Junta General del Principado el plan piloto que introduce el uso del bable en Primaria incumpliendo la legislación vigente, un "extraño atajo con IU" en el que "el gobierno regional pierde crédito"

El gobierno regional pretende "transgredir la legislación básica que regula cómo los profesores tienen que explicar a nuestros niños las materias" con su plan piloto para introducir el bable en las aulas de Primaria. La presidenta del PP de Asturias, Mercedes Fernández, denunciaba "esta alteración de la norma" en su turno de preguntas al jefe del Ejecutivo, el socialista Javier Fernández, al que "no le sienta nada bien Madrid".

Para la presidenta de los populares asturianos resulta "altamente preocupante" que un gobierno elabore planes piloto para incumplir la ley y cuestiona la postura política del jefe del Ejecutivo regional, al que "nunca oimos un 'ye'" y ahora busca "este extraño atajo con el señor Llamazares" para arrimarse a IU. "Su gobierno pierde crédito con esto", le afeó Mercedes Fernández, antes de insistirle en que, "desde que se fue a Madrid, hace y dice cosas que antes ni decía ni hacía".

En el caso del plan piloto para introducir el uso del asturiano en las aulas, concretamente para impartir gimnasia y Ciencias Naturales en el etapa de Educación Primaria, "incumple la ley", aunque "se amparen para ello en la voluntariedad de los centros y de las familias". Y remarcó: "Según la ley, la única lengua en la que pueden darse las clases en Asturias es el castellano".