La presidenta del PP de Asturias considera que el partido "acierta y gana elecciones cuando se sitúa en la centralidad y la moderación, lo que no quiere decir falta de firmeza en nuestros principios y valores"

La presidenta del PP de Asturias, Mercedes Fernández, ha expresado este martes su apoyo sin fisuras a Pablo Casado, al que exime de responsabilidad en la derrota electoral sufrida por el partido en los comicios generales del pasado 28 de abril, y a quien calificó de "líder generoso y humilde". Fernández hizo estas declaraciones al término de la reunión del Comité Ejecutivo Nacional del partido, en el que se analizaron las elecciones celebradas el pasado domingo. 

Después de asegurar que el presidente nacional “ni muchísimo menos” tiene que dimitir por los "malos" resultados obtenidos en los comicios, Fernández explicó que Casado es presidente del PP porque "se lo ganó en unas elecciones primarias y en un posterior Congreso irreprochables" y que, por tanto, su mandato “es de cuatro años”. "Estas son las reglas de juego que nos hemos dado los populares para la elección de los presidentes y hay que respetarlas”. Además, considera que Pablo Casado ha hecho "una gran campaña, ha recorrido toda España y ha resuelto francamente bien los debates", por lo que no cree que sea el "culpable" de la pérdida de escaños.

No obstante, Fernández ha comentado que la reunión del Comité Ejecutivo, “muy viva y participativa, con una veintena de intervenciones”, ha servido para “hacer autocrítica; reconocer, diagnosticar y corregir los errores cometidos y variar el rumbo” con vistas a las elecciones autonómicas, municipales y europeas del próximo 26 de mayo. «Cuando se cometen errores y los resultados no son los esperados, en las organizaciones tiene que haber responsabilidades», añadió.

En este sentido, la presidenta del PP asturiano ha centrado esas responsabilidades en Javier Maroto como director de campaña de las elecciones generales, al considerar que “ha tenido más errores que aciertos y ha fallado en determinados planteamientos". Al respecto, ha valorado que vayan a ser Cuca Gamarra e Isabel García Tejerina las encargadas de coordinar la campaña de la próxima cita electoral del 26 de mayo. "Espero que sea una rectificación que nos lleve al acierto", ha dicho Fernández.

Recuperar el centro

La responsable del PP de Asturias afirma también que “no se debe reprender a los votantes” cuando se pierden unas elecciones y que "el PP acierta y gana elecciones cuando se sitúa en la centralidad y la moderación, lo que no quiere decir falta de firmeza en la defensa de nuestros principios y valores", como sucedió durante la etapa de Mariano Rajoy. “El centro es donde el partido siempre ha estado por historia e incluso por estatutos”, ha advertido.  

Comité Ejecutivo Nacional del PP.

Por otra parte, Fernández también ha desvinculado el mal resultado en Asturias, donde el PP ha bajado de tres a un diputado, de la coalición con Foro. Así, recordó que esta misma fórmula electoral -impulsada, negociada y rubricada para estos comicios por Pablo Casado y la presidenta forista Carmen Moriyón- obtuvo grandes éxitos en los comicios de 2015 y 2016.

La coalición con Foro suma

Asimismo, después de recordar que en otros territorios como el País Vasco, Murcia, Baleares, Andalucía o la Comunidad Valenciana no había coaliciones y se obtuvieron en algunos casos peores resultados que en Asturias, la presidenta ha dicho que «se equivoca el que hace una valoración no nacional de unas elecciones generales». Por eso, calificó de “miopía política” criticar la coalición PP-Foro porque “sumar nos hace crecer”.

De hecho, ha concretado que si no llega a ser por la coalición con Foro, el PP «probablemente» no tendría un senador por Asturias -Ramón García Cañal-, donde ha bajado de tres a un sólo representante en la Cámara Alta, y ha obtenido sólo 5.000 votos más que Unidas Podemos y superó en 8.000 a Ciudadanos.

Mercedes Fernández apuesta por el "realismo" como clave de análisis de los comicios generales ante la proximidad del 26 de mayo. "Siempre que hay elecciones hay que salir a ganar, pero también hay que tener realismo; las generales que no nos han ido bien han sido hace tres días y las próximas son en menos de un mes", ha remarcado, instando a "apretar el acelerador" en la campaña de las autonómicas y municipales.

Por ello, la dirigente del PP asturiano considera que todos los formatos de debate electoral son buenos y es importante acudir a todos los que se propongan. “Los debates están en el ADN del PP y hay que tener agallas para debatir con todos y en todos los lugares” que fijen los medios de comunicación y la Junta Electoral.