Mercedes Fernández participa en Pola de Siero en una campaña informativa sobre la rebaja lograda por el PP en este tributo; "no queremos pararnos, sino lanzar al Partido Popular a una victoria electoral, porque otro futuro es posible"

Eliminar el Impuesto de Sucesiones "es una de las banderas y de las principales reivindicaciones del Partido Popular de Asturias", explica la presidenta del PP regional, Mercedes Fernández. "Queremos eliminarlo, pero mientras tanto hemos conseguido reducirlo", subraya, recordando la intensa negociación presupuestaria con el PSOE en la que  la presidenta logró que, "desde enero de este año, las herencias de hasta 300.000 euros hayan quedado exentas" de este tributo. Además, corrigiendo el 'error de salto' socialista por el que, a partir de 151.000 euros de herencia, "se pagaba desde el primer euro".

La presidenta del PP de Asturias hizo estas declaraciones en Pola de Siero, donde junto a la líder de los populares en el concejo, Beatriz Polledo; y el concejal Cristóbal Lapuerta participó en una campaña informativa por comercios sobre la reducción lograda por el PP en el Impuesto de Sucesiones.

Tabla Sucesiones

"QUerríamos haber hecho más cosas, pero el PSOE y Javier Fernández eran absolutamente contrarios a eliminarlo, y lo que no queremos es pararnos, no hacer nada y que la gente siga sufriendo", razonó. De ahí el acuerdo para que "un buen número de familias no tengan que pagar este tributo, y que otras puedan hacerlo en menor medida", explicó Mercedes Fernández. Es, tras la reducción de dos puntos en todos los tramos del Impuesto sobre la Renta lograda en el Presupuesto para 2015, la segunda rebaja fiscal que el PP consigue de un Gobierno socialista.

La líder de los populares asturianos recordó que esta rebaja en el Impuesto de Sucesiones va acompañada de "otras medidas fiscales", como bonificaciones específicas al heredar explotaciones agrarias; o la reducción "de 10 a 3 años" del tiempo que los herederos deben mantener la vivienda familiar habitual para poder beneficiarse de la rebaja asociada a este inmueble. "Una década era exagerado, porque la sociedad ha cambiado y vemos mejor que pueda venderse para, por ejemplo, hacer frente a otras hipotecas, en lugar de producir más gastos", destacó. 

La eliminación del Impuesto de Sucesiones llegará cuando sea el Partido Popular quien gobierne en el Principado. "Los asturianos están hartos de un socialismo que ya no tiene nada que ofrecerles; lo que debemos hacer es lanzar -en el proximo Congreso Regional- al PP a una victoria electoral, porque otro futuro es posible, otra Asturias es posible", sentenció.